¿Dandy se nace o se hace?

Escuchaste así como por encima o sos habitué de una barbería. Hoy hay de todo y para todos. Lo concreto es que renació finalmente el cuidado personal para hombres. El grooming reinició tímidamente con los lumbersexuals pero se asentó con los hipsters y básicamente eliminó la `sarna` y la mugre en los barbudos, así como el `acné avanzado´ o rosácea auto-provocada en los que se afeitan. Y todo empieza con un mantra o una máxima transformadora: “todos podemos estar mejor y no es culpa de `tu` piel o de `tu` barba que no crece”.

Te proponemos algunas preguntas para empezar. ¿Te gustaría tener barba? ¿Te pica y por eso te afeitas a los 3 días? ¿Te retan porque pinchas? ¿Te arde afeitarte? ¿Se te irrita el cuello o la cara después?

Y acá vienen las buenas noticias: Todo tiene más de una solución. Si la piel está seca se puede humectar, si el pelo está duro se puede ablandar, si pica o no crece se puede fortalecer.

Lo que hay que saber. Barbas.

Lo primero es fácil: Humectar. La mayoría se deja la barba unos días y cuando la piel se seca empiezan las molestias propias y ajenas. Los aceites naturales humectan el pelo y la piel y de esa forma se evita la “caspa” que es lo que pica y se suaviza el pelo, que es lo que hace que pinche. Lo segundo: Peinar. Uno puede perfectamente usar traje y barba, es cuestión de tener la barba prolija. Lo tercero: no caer en trampas marketineras. Hay muchos productos que prometen el crecimiento, pero la mayoría tienen químicos y esto los vuelve adictivos (al dejar de usarlos las “mejoras” desaparecen). El cuarto elemento a tener en cuenta: Animarse a probar. Es increíble la sorpresa con la que nos escriben nuestros clientes luego de haber usado el producto. Para muchos, es la primera salida del jabón, el shampoo o el after shave. Lo último: No abusar. En Argentina el hombre es coqueto pero sutil, los aromas muy fuertes o los productos de mucho brillo pueden resultarnos un poco invasivos. 

Afeitado. Más lerdo, dura más.

El nombre moderno del ritual de nuestros abuelos es: afeitado húmedo tradicional. La brocha ablanda la piel, exfolia las células muertas, libera los pelos encarnados, abre los poros. No existe su reemplazo, nos digan lo que nos digan. La costumbre ya instalada del agua caliente o el vapor de la ducha ayudan, pero esto se trata de sumar eficiencias.

El afeitado con máquina avanzó mucho en los últimos años, por su practicidad y por los estilos de vida. Dandy te propone que un domingo –de esos en los que andas tranquilo- te mojes la cara con agua tibia, uses jabón de tocador neutro, te afeites despacio y siguiendo el sentido del pelo. Poné el cronometro para contar el tiempo real que tardas, y luego los días que pasan hasta que tenés que volver a afeitarte. No es magia, ni depende de tu pelo ni de tu piel. Es lo que hacés por ese pelo y por esa piel. Y cuando lo hayas comprobado vos mismo, empieza la prueba de los productos que mejor se lleven con tu piel y con tu pelo.

Nosotros estamos ahí.

agradezco enormemente toda la info que me dieron!” (Juan, cliente). El cuidado puede ser genial, pero sin que lo pruebes no podemos conocernos. Y vos sin nosotros, podés perderte en este universo. Por eso uno de nuestros pilares es la consulta y el feedback. Así fue como empezamos y así avanzamos. Nuestros primeros productos los desarrollamos con Salón Berlín y la eminencia de Fer Elo en la materia, y luego fuimos creando lo que nuestros clientes nos pedían. Y por eso estamos creciendo, porque escuchamos al hombre argentino con sus especificidades. ¿Te animas a contarnos lo que te gustaría que existiera? ¿Qué problema tenés con tu pelo o piel? ¿Qué cosas probaste y no estuvieron a la altura? ¿Cuántos y cuáles productos le robaste a tu novia?

El diseño es el camino.

Nos animamos a preguntarte porque sabemos de diseño, resolución e innovación. Porque cada ingrediente, decisión, temperatura, envase, forma; responde a una función, a una utilidad y a una misión. Estos últimos son el destino, y el proceso de diseño el camino. Por eso nuestros productos tienen modo de uso, motivo del uso y nuestro fundamental/filosófico “DONE NICELY”.

Poco común en Buenos Aires, incómodo y meticuloso, el filtro de lo sustentable nos desafía todos los días para ofrecerte lo mejor mientras el mundo no sufre. Pero sobre todo, nos da una certeza absoluta de calidad. Si para que tu barba crezca tenés que ponerte químicos que son adictivos, te preferimos sin barba. Si nos elegís por un cepillo y nunca más nos comprás otro (porque nunca más necesitás otro) el horrible hechizo de que las cosas no duren se te va a haber roto y nosotros andaremos chochos con la misión cumplida. Done Nicely y Made to last son nuestros compromisos con vos y vos sos nuestro aliado de retroalimentación para expandir la elegancia. Nos vemos en instagram.com/dandybuenosaires y te escuchamos en hola@dandy.com.ar.-

Dandy®